Información

Diferencias entre mordeduras de juego y mordeduras agresivas entre perros


La boca, que también se conoce como "jugar a morder", es un comportamiento que es totalmente normal en los cachorros pequeños. La boca a veces continúa hasta la edad adulta en caninos que nunca fueron entrenados en la inhibición de morder o en el uso de juguetes para masticar.

Juega Morder vs. Mordida agresiva

El comportamiento agresivo no está tan extendido en los cachorros como en los perros adultos, pero ciertamente puede suceder. Por eso, es fundamental poder diferenciar siempre las mordeduras de juego de las mordeduras agresivas, independientemente de la edad del perro. Si alguna vez cree que su perro se está comportando de manera feroz o agresiva con usted o con cualquier otra persona, humana o animal, busque ayuda externa para él, de inmediato. Tratar con perros agresivos es extremadamente peligroso y requiere el conocimiento y la experiencia de un especialista en comportamiento de mascotas profesional, punto. Hable con su veterinario para obtener recomendaciones de personas en ese campo y no pierda tiempo. Fundamentalmente, siempre aísle a los perros agresivos lejos de los niños y otras mascotas.

Postura

Si la postura de su perrito es relajada, entonces es muy probable que muerda con la boca, en lugar de morder con agresividad. Los perros en modo feroz tienden a adoptar un físico y expresiones faciales rígidos, tensos y tensos, no una apariencia divertida. Los perros juguetones, por otro lado, parecen carecer de ansiedad de la cabeza a los pies. Aunque los perros relajados a menudo tienen el hocico arrugado, sus expresiones no parecen "apretadas".

Diferencia en el dolor

Jugar a morder no suele doler mucho. Si una mordedura se siente aguda e intensamente dolorosa, entonces el perro que te la da probablemente se sienta agresivo. Si una mordedura es lo suficientemente fuerte como para causar una herida, no es divertido. Las mordeduras feroces también suelen ser mucho más rápidas y bruscas que las juguetonas. Para el bienestar de todos en su hogar, incluido su perro, nunca ignore ningún indicio de agresión.

Lenguaje corporal

El lenguaje corporal y la vocalización a menudo pueden ayudarlo a determinar si un perro muerde de manera juguetona o agresiva. Si un perro gruñe y te muestra los dientes, no es una buena señal. Observar las colas a menudo puede ser útil para estos propósitos. Si la cola de un perro está elevada y se agita de manera rígida, entonces podría estar en modo agresivo. Sin embargo, si está cerca del suelo y lo saluda suavemente, es posible que tenga intenciones pacíficas y enérgicas.


Ver el vídeo: Top 10 Mordeduras De Animales Más Fuertes Del Mundo (Enero 2022).

Video, Sitemap-Video, Sitemap-Videos